Inicia una fecunda etapa en los vínculos de China con América Latina

el

Fuente: CNTV

https://i0.wp.com/www.valuewalk.com/wp-content/uploads/2015/01/China-Xi-Jinping.jpg

Con la creación del Foro China-CELAC (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños), el futuro de la región se vislumbra más prometedor porque se ha establecido una nueva plataforma de beneficio común para impulsar el desarrollo económico y social entre el 2015 y 2019.

El presidente chino, Xi Jinping, subrayó este jueves en Beijing, ante delegaciones latinoamericanas y caribeñas, que “China y todos los países miembros de la CELAC, no importa si son ricos o pobres, son iguales bajo el marco del Foro”.

Eso significa que China no plantea condiciones políticas para desarrollar el intercambio bilateral, como acostumbran hacer otras poderosas naciones, y sí establece el beneficio mutuo como principio para una sana, sólida y fructifica relación bilateral.

“Todas las partes deben mantener la consulta amistosa, llevar a cabo el desarrollo común y considerar los intereses de todos con el fin de asegurar una sólida base política para la cooperación”, precisó el líder chino, tras anunciar inversiones chinas en la región por 250 mil millones de dólares en la próxima década.

Esa inversión directa china será decisiva para mejorar la infraestructura de los países, en caminos, puentes, ferrocarriles, puertos, así como para lograr la diversificación productiva y exportadora y establecer empresas sino-latinoamericanas.

Además de las inversiones, el gobierno chino se propone elevar el comercio bilateral a 500.000 millones de dólares con la región en la próxima década, e impulsar la colaboración económica, científico-técnica y cultural.

La idea es que China y CELAC conformen un modelo único de cooperación multilateral, que se ajuste a sus condiciones específicas y necesidades de cada parte, el cual podría ser ejemplo para el resto de los países del Sur.

Ese modelo contribuiría a cambiar el comercio entre China y la región, el cual ahora tiene un rasgo industrial porque los países latinoamericanos exportan materias primas e importan manufacturas, y podrá diversificar su canasta exportadora y establecer asociaciones con sus pares chinas.

Con ello se augura que habrá un aumento de los intercambios en materia de inversión, comercio, interconexión, cultura, educación, ciencia y tecnología y la protección del medioambiente, contribuyendo a un desarrollo sostenible para ambas partes.

Este gran proyecto China-CELAC expresa el rasgo principal de la economía mundial en esta época, caracterizada por el desplazamiento de la actividad económico-comercial de los países desarrollados hacia las economías emergentes.

La gran apertura china hacia la región comenzó en 2008, con la publicación del Libro Blanco para las Relaciones de China con América Latina, que dio el “vamos” a las instituciones chinas para lanzar acciones en una amplia variedad para la múltiple colaboración con los países de la región.

Igualmente, las visitas de los líderes chinos, como los presidentes Hu Jintao y el actual, Xi Jinping, a muchas naciones latinoamericanas y caribeñas contribuyeron a reforzar la amistad, forjar la asociación que se ratificó en el encuentro ministerial del Foro CELAC-China que concluyó hoy en Beijing.

Actualmente, el gigante asiático ocupa la segunda posición en el comercio a América Latina y el Caribe, tras Estados Unidos, y para varias economías es el primer socio comercial, como las de Brasil, Chile y Perú, y segundo de México y Argentina.

En el año 2000, el comercio entre China y América Latina registró unos 12.000 millones de dólares, mientras que llegó a 261.000 millones en 2013.

La Comisión Económica de las Naciones Unidas para América Latina y el Caribe (CEPAL) ha llamado este viernes a “una aproximación estratégica” de la región para cooperar con China “porque no es posible entender la evolución y perspectivas de la economía mundial sin comprender el rol central que China juega en ella”.

No hay dudas de que la creación del Foro China-CELAC es un hecho histórico porque por primera vez los 33 países de la región actúan de forma unida y coherente para formar una asociación de cooperación integral con la gran nación asiática, y juntos se convierten en un referente mundial de gran perspectiva.

Por su parte, CELAC se confirma como la nueva institución latinoamericana y caribeña que puede dialogar con las grandes potencias y tratar, en el seno de las Naciones Unidas y otros foros, sobre los problemas que preocupan al mundo.

No obstante, todavía es temprano para valorar en toda su magnitud el significado del Foro China-CELAC, pero sólo su existencia da garantía de que el futuro será mejor para sus pueblos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s